20 ingredientes para Acompañar el Queso

Frutos secos, frutas, mermeladas, encurtidos y otros ingredientes que te sorprenderán, para acompañar el queso y preparar la tabla perfecta.

Las tablas de quesos son un clásico en España, también conocida como bandeja o mesa de quesos en otros países.

Puedes preparar una buena tabla solo con diferentes tipos de queso y añadir su clásico acompañamiento, el pan. Sin embargo, resultará mucho más apetitosa si añades otros ingredientes que contrasten o realcen los sabores.

Además, una de las mejores características del queso es su versatilidad, funciona bien en platos fríos como caliente, dulces y salados.

¿Cómo acompañar al queso? 20 ingredientes

1.- Frutas frescas

  • Higos: algunas frutas como los higos acompañan bien a algunos quesos como el Parmesano*, porque se trata de una fruta dulce pero no demasiado dulce. Los higos tienen un sabor delicado que tampoco compite con el queso.
  • Frutas del bosque: los quesos que van genial con estas frutas son los quesos azules, especialmente con las frutas del bosque oscuras (arándanos, grosellas negras y moras).
  • Cerezas: la elegancia y acidez no muy pronunciada de las cerezas la hacen una fruta ideal para quesos de sabor intenso que ayudará a suavizar el amargor del queso, como algunos quesos muy maduros como el cheddar o quesos azules (Roquefort, Stilton, etc).
  • Manzanas: esta es otra fruta que también le quedará bien a los quesos como el cheddar madurado.
  • Peras: esta fruta funciona bien para suavizar el sabor de los quesos fuertes, como un queso de cabra madurado o el camembert, porque les da algo sabor dulce y un toque ácido.
  • Maracuyás (fruta de la pasión): es ideal con quesos curados, puedes usarla con un queso Manchego o un Parmesano.
  • Uvas: son todo un clásico para acompañar el queso por su sabor sutil y jugosidad quedan bien con casi cualquier queso, desde uno fresco, brie o los quesos madurados como el Manchego.
  • Sandía y Melón: para dar frescor a una tabla puedes añadir estas dos frutas cortadas en cubo con un poco de queso feta u otro queso fresco desgranado por encima, esto también funciona bien como entrante a modo de ensalada.
uvas con queso

* El Parmesano no es un queso que estemos acostumbrados a incluir en una tabla de quesos, aunque es delicioso y se pueden conseguir combinaciones extraordinarias con varios acompañamientos.

Te recomiendo que para el Parmesano o quesos duros similares no los cortes en lonchas o rodajas, lo mejor es con la punta del cuchillo romper trozos aunque no sean uniformes.

😋 También incluyo el queso fresco con sandía y melón en este otro artículo de Queso de Postre: 6 ideas fáciles y deliciosas

2.- Pasas de frutas (frutas secas)

Las pasas de frutas como son las pasas de uva, ciruela, orejones (pasas de albaricoques) pueden acompañar el queso muy bien, especialmente aquellos con sabores más intensos como: queso de cabra madurado, quesos azules y el cheddar madurado.

Los dátiles le quedan muy bien al queso de cabra (rulo), además le puedes añadir un poco de frutos secos troceados por encima para añadir un toque crujiente.

Se puede crear una buena tabla de quesos acompañándolos solo con frutas frescas y pasas, unas aportan más jugosidad y las otras más dulzor.

3.- Mermeladas

  • Cerezas: esta mermelada acompaña bien a los quesos de sabor intenso como podría ser un queso de cabra madurado o un queso azul.
  • Fresas: uno de los quesos que mejor le pega es el brie o cualquiera similar de interior cremoso con la cubierta del típico moho blanco.
  • Pera: funciona bien con quesos intensos como el Stilton o gorgonzola, y también con quesos más suaves como el brie.
  • Albaricoque: el toque de acidez combina bien con quesos como el Parmesano o un Manchego.
  • Frambuesas: el sabor de esta mermelada complementa muy bien a los quesos intensos como un camembert o un queso cheddar madurado.
mermeladas artesanales

4.- Miel

La miel es un buen acompañamiento de los quesos como los de cabra madurados, otros quesos curados, algunos frescos como el ricotta, o el brie. Pero, sin duda la mejor combinación es con los quesos azules.

La ventaja de la miel es que suaviza el sabor del queso azul haciéndolo apto incluso para la gente que no le agrada demasiado el sabor de este tipo de queso, porque reduce el amargor y deja todos los demás matices.

Si vas a preparar una tabla de quesos aprovecha a usar alguna miel para acompañar al queso, te recomiendo que explores en los diferentes tipos de mieles monoflorales como la de azahar que es suave y floral para quesos más delicados.

Por otro lado las mieladas, o sea las que proceden de encinas y robles son menos dulces pero con sabor más intenso y rico, son perfectas para un queso de cabra.

💙 En este otro artículo puedes leer más sobre 10 Tipos de Miel en España y sus características.

5.- Frutos secos

Los frutos secos son otros de los grandes clásicos de las tablas de queso, si no quieres arriesgar estos son buenos productos a incluir que además le suele gustar a todo el mundo.

Lo interesante de combinar frutos secos con el queso es que le da más cremosidad, un toque dulce y crujiente.

almendras ricas en calcio2

Por ejemplo, el queso camembert que aunque de aspecto similar al brie el sabor es mucho más fuerte, combina de maravilla con las nueces o las pecanas.

También son muy buenos con quesos intensos como el queso cabrales o los diferentes tipos de quesos azules, incluido el roquefort o el gorgonzola que puedes servirlos con nueces y si además le añades algunas de las mieles del punto anterior tendrás un verdadero manjar.

6.- Aceitunas

Las aceitunas (olivas) son otros de los grandes acompañantes de los quesos, como es el caso de un queso Manchego y otros madurados españoles.

El queso feta, también va bien con las aceitunas porque provienen de la misma zona del mundo y como dice el dicho «si crecen juntos van juntos«, es decir que se acompañan a la perfección.

aceitunas para acompañar queso

7.- Encurtidos

De igual forma que las aceitunas, el sabor acido de los pepinillos, cebollas y alcaparras combinan con quesos madurados españoles que son de los quesos más versátiles para hacer una tabla de quesos.

Pero, te sorprenderá lo bien que quedan con quesos cremas o quesos frescos, al igual que otros quesos fundidos como el provolone, gruyere, camembert y gorgonzola.

8.- Mostaza (antigua o Dijon)

Aunque pueda sonar raro, un poco de mostaza puede acompañar muy a algunos quesos, como el gruyere o algún queso que se funda bien como el raclette, también con el gouda y emmental.

Si además le añades los encurtidos del punto anterior te quedará una tabla digna de gourmet.

9.- Pan, tostadas y crackers

Una regla muy importante a la hora de seleccionar el tipo de pan, tostada o crackers para acompañar el queso, es tener en cuenta la intensidad y grado de maduración del queso.

Por ejemplo con un queso suave y fresco lo ideal es un pan blanco para que el sabor del pan no predomine.

Por el contrario con quesos más maduros los panes más ricos en sabor, hechos con diferentes harinas y semillas son los ideales.

crackers

Los quesos azules siempre van bien con sabores dulces, de igual forma que al maridarlos con los vinos. Por eso, a la hora de elegir un pan los mejores son los panes con pasas o frutas desecadas.

Si optas por quesos de Medio Oriente como el labneh, que es un queso cremoso también conocido como queso de yogur, puedes acompañarlo con un pan de esa región como sería un pan de pita.

10.- Cebolla confitada

La cebolla confitada es fabulosa para crear deliciosas tablas de queso o prepararlos en forma de pincho para entrantes, como por ejemplo con el queso de cabra en rulo. Pones pan, queso y encima un poco de cebolla confitada.

Otro queso que combina bien con la cebolla confitada es el brie, aunque como su sabor es más sutil y para que la cebolla confitada no compita en sabor al confiar la cebolla puedes añadir manzana y darle un sabor más elegante.

El truco de la manzana suele funcionar incluso con las personas que no les agrada la cebolla.

11.- Pimientos asados

Los pimientos asados son un clásico de nuestra gastronomía y maridan con los quesos muy bien. Algunos de los quesos que le van mejor son el de cabra fresco y madurado, también el queso Manchego, el brie y quesos frescos como el feta.

Puedes preparar pinchos con el queso y por encima tiras de los pimientos y si haces pimientos de diferentes colores añadirás un atractivo visual.

📢 En este otro artículo puedes ver 6 formas de Asar Pimientos – al horno y sin horno, donde también explico cómo pelarlos de forma fácil y hacer conservas con ellos.

pimientos asados al horno

12.- Salmón ahumado o marinado

El salmón ahumado por su untuosidad combina a la perfección con los quesos cremosos de sabor suave, tal es el caso del philadelphia que es su principal acompañamiento.

También un salmón marinado puede funcionar bien.

13.- Anchoas

Las anchoas pueden acompañar un queso crema al igual que el salmón, sin embargo como tienen un sabor más pronunciado lo ideal son los quesos madurados como los españoles.

14.- Embutidos

En España, el rey para acompañar a una buena tabla de quesos es el jamón, de eso no cabe ninguna duda.

👍 Por cierto, tengo un artículo dedicado solo a esa combinación que puedes leer aquí Cómo maridar quesos artesanos y jamón – sorprende a tus invitados.

Sin embargo, hay otros embutidos que maridan muy bien y a veces sin tener quedarnos tanto dinero. Por ejemplo, el fuet o un lomo ibérico van de maravilla con cualquier queso madurado español, ya sea de oveja, cabra o vaca.

tabla de quesos perfecta

15.- Vinagre balsámico

El vinagre balsámico es de la misma región del queso parmesano por eso se acompañan muy bien.

El vinagre da un toque de acidez, frutal e incluso al final un punto dulce que va de maravilla con este tipo de queso.

También puedes probar esta combinación con otros quesos curados típicos españoles, como los manchegos o alguno de cabra. Simplemente hecha unas gotas del vinagre por encima del queso y a disfrutar. Ya me contarás que te parece.

16.- AOVE (aceite de oliva virgen extra)

El AOVE es un ingrediente que no falta en las mesas españolas y también puedes incorporarlo a tus tablas de quesos porque es una mezcla extraordinaria con los quesos maduros o incluso el parmesano.

Lo único que tendrás que hacer es añadirle un chorretón de aceite por encima del queso, mejor si lo haces en algún plato un poco hondo así aprovechas el aceite sobrante a mojar el pan.

Otra alternativa muy buena, es cortar el queso y dejarlo macerando durante unos días en el aceite, el resultado es maravilloso.

Si vas a servir un queso maduro de sabor intenso como podría ser uno de cabra, un AOVE Picual es perfecto, porque también es intenso.

Por otro lado, cualquier otro queso que sea más suave puedes optar por un aceite Arbequina como podría ser un queso fresco como la burrata que es mozzarella con stracciatella en el interior.

Corta la burrata en 4 intentando que cada trozo tenga un poco de stracciatella sírvela encima de un trozo de pan con AOVE, puedes añadirle un poco de sal y orégano.

17.- Mantequilla

El Roquefort es el queso azul más famoso, conocido por su cremosidad y sabores únicos aunque no siempre bien apreciados por todo el mundo por su intensidad por eso seleccionar un buen acompañamiento es crucial.

La mantequilla es un acompañamiento perfecto para este tipo de quesos, la idea es poner pan, untar la mantequilla y encima el trozo de queso.

Esta mezcla tiene por ventaja que la mantequilla va a hacer es suavizar el sabor del queso, aunque suene raro dale una oportunidad a esta fabulosa combinación utilizada por expertos en quesos.

mantequilla con quesos azules

18.- Hierbas frescas y secas

Algunas hierbas aromáticas secas son un acompañamiento perfecto para los quesos. Uno de los más famosos es el queso provolone, es difícil imaginarlo sin su mejor compañero el orégano, aunque te invito a probarlo con otras hierbas secas como el tomillo o el romero.

El orégano, tomillo y romero son los que acompañan mejor a los quesos madurados típicos españoles, solo tendrás que ponerle un chorrito de AOVE y luego las hierbas secas.

Otro queso que le queda muy bien el orégano es al queso mozzarella, así como algunas hierbas frescas como la albahaca, combinaciones que se emplean bastante en la cocina italiana.

Por ejemplo en el caso del labneh (queso de yogur) en Medio Oriente se utiliza una combinación de especias para acompañarlo za’atar, pero puedes usar tomillo o cilantro para darle un toque más fresco.

En cambio, un queso cottage puede ir muy bien con eneldo, servido encima de algún pan crujiente, además lo puedes salpimentar.

19.- Pimentón

El pimentón es uno de los ingredientes que se usa para recubrir los quesos para madurarlos, entonces puedes echar un poco de AOVE y espolvorear el pimentón por encima del queso y si es un pimentón ahumado de La Vera aún mejor.

Dato: el pimento de La Vera lo consigues en varios supermercados como el DIA.

Algunos de los mejores quesos con que van con el pimentón son los de cabra que tienen sabor intenso.

pimenton

20.- Patatas

Supongo que te sorprende, pero algunos quesos se crearon con la idea de servirlos como principal acompañamiento con las patatas, como el queso raclette.

Raclette en francés quiere decir «raspar» porque el gigantesco queso que se calienta se raspa para sacar una porción, el electrodoméstico que utilizamos en casa, como el del enlace, es una forma de simplificar la tarea.

La idea es fundir el queso y una vez derretido servirlo encima de las patatas previamente hervidas que se pueden dorar un poco en la misma plancha de la raclette. Una buena opción es añadir encurtidos y embutidos al plato.

En vez de hacer una tabla de quesos, puedes hacer raclettes con diferentes quesos. Otros quesos que se funden bien y van bien con patatas son: provolone, gruyere, camembert, mozzarella y gorgonzola.

Además las patatas son excelentes para sustituir el pan, perfecto para intolerantes al gluten y celíacos.

Algunos de estos quesos pueden sonar raro, pero casi todos los puedes encontrar en el Carrefour, Corte Inglés, incluso el Lidl suele tener una muy buena selección de quesos de otros países.

Lista de los mejores acompañamientos para el queso

En esta lista encontrarás los quesos que he mencionado con algunos ejemplos de acompañamiento, para que sea más fácil buscar por el tipo de queso.

QuesosAcompañamiento
Queso frescoUvas, sandía y melón
Miel
Encurtidos
Panes, tostadas y crackers blancos
RicottaMiel
Panes, tostadas y crackers blancos
CottagePanes, tostadas y crackers blancos
Eneldo
FetaAceitunas
Encurtidos
MozzarellaPatatas
Orégano y otras hierbas secas
Albahaca
BurrataAOVE
Orégano
Panes, tostadas y crackers blancos
Philadelphia Salmón ahumado o marinado
Encurtidos
Labneh (queso de yogur)Pan de pita
Cilantro
Tomillo
MascarponeFrutas del bosque
BrieUvas
Mermelada de fresas, pera
Miel
Cebolla confitada
CamembertPeras
Mermelada de frambuesas
Nueces y pecanas
Patatas
Embutidos como fuet y lomo
Encurtidos
Queso racletteEncurtidos
Patatas
Embutidos como fuet y lomo
ProvolonePatatas
Encurtidos
Orégano y otras hierbas secas
Emmental y GoudaPanes, tostadas y crackers con semillas
GruyereEncurtidos
Mostaza antigua o Dijon
Patatas
Embutidos como fuet y lomo
Queso de cabra fresco (rulo)Dátiles
Frutos secos
Cebolla confitada
Pimentón
Quesos maduradosCerezas
Miel
Anchoas
Panes, tostadas y crackers integrales y con semillas
Embutidos como fuet y lomo
Vinagre balsámico
AOVE
Aceitunas
Orégano, romero y tomillo
Cheddar maduradoManzanas y cerezas
Mermelada de frambuesas
Pasas de uvas y ciruelas
Queso ManchegoUvas, maracuyá
Mermelada de albaricoque
Vinagre balsámico
Aceitunas
Queso de cabra maduradoPeras
Pasas de uvas y ciruelas
Mermelada de cerezas
Miel
Cebolla confitada
Pimentón
ParmesanoMaracuyá, higos frescos
Mermelada de albaricoque
Vinagre balsámico
AOVE
CabralesFrutos secos
Panes, tostadas y crackers con semillas
Quesos azules (incluido Roquefort y Stilton)Frutas del bosque y cerezas
Pasas de uvas y ciruelas
Mermelada de cerezas, pera
Miel
Nueces y otros frutos secos
Mantequilla
GorgonzolaFrutas del bosque
Nueces y otros frutos secos
Encurtidos
Patatas
Embutidos como fuet y lomo
Mantequilla

Secretos a la hora de Servir los Quesos

1.- Temperatura: al igual que otros alimentos y bebidas, el sabor del queso disminuye con las temperaturas bajas, entonces lo ideal es servirlo a temperatura ambiente y no directo de la nevera.

2.- Cuchillos: para hacer buenos cortes del queso, lo ideal es tener un set de cuchillos para quesos como estos del enlace, que viene con una guía rápida que explica que cuchillo usar con cada queso.

Usar el cuchillo correcto te ayudara a hacer cortes más homogéneos y con mejor presentación, ideal para cualquier amante de los quesos.

3.- Corte: algunos quesos que se ablandan demasiado con la temperatura, especialmente en verano, te será más fácil cortarlos cuando aún están fríos de la nevera, un ejemplo es el queso de cabra en rulo o el queso brie.

Reglas para encontrar un Buen Acompañamiento

Estas reglas son algunas de las que se utilizan en sumillería, para el maridaje de vinos u otras bebidas con alimentos, estás mismas reglas funcionan al combinar alimentos, como es este caso:

  1. Complemento: aquí se trata de encontrar la similitud, como por ejemplo un queso curado español con unas aceitunas. Por lo general es la forma más sencilla de encontrar un buen acompañamiento.
  2. Contraste: a veces es la mejor forma de acompañar como es el caso de los quesos azules con alimentos dulces como alguna fruta, miel o pasas. Se trata de cosas que son muy diferentes pero se compensan en este ejemplo el dulzor contrarresta el amargor del queso.
  3. Origen: como dice el dicho «si crecen juntos, van juntos», si vas a combinar algo de determinada región u otro país, una buena idea es inspirarte en la cocina de esa zona. Un ejemplo, es el parmesano con AOVE y orégano.
acompañar-quesos

En resumen, dependiendo de la cremosidad, intensidad o grado de maduración del queso serán mejor unos u otros acompañamientos, estos son algunos ejemplos para crear tu tabla de quesos perfecta a partir de lo que te agrade.

¿Alguna de estas ideas te ha sorprendido? Cuéntame con qué acompañas tú los quesos.

Más sobre Quesos y alimentación saludable

13 tipos de Algas Comestibles: conócelas en detalle
Cómo hacer salmón ahumado: en casa con humo
Queso de anacardos fermentado: receta fácil
Consejos para Cocinar en Cocotte y sus cuidados

Deja un comentario